Tres agendas… la regresión en puerta

La de los políticos

Tras la designación de las listas de candidatos plurinominales al Senado y la Cámara de Diputados por parte del Partido Revolucionario Institucional (PRI), veo con cuanta franqueza el PRI sigue mostrando aquel rostro perverso que lo llevo a gobernar durante décadas en una democracia simulada. La dupla se ha vuelto a imponer, Emilio Gamboa Patrón y Manlio Fabio Beltrones llegarán al Senado y la Cámara de Diputados respectivamente.

El asunto no tendría mayor relevancia si estos dos, juntos en un pacto casi inquebrantable, que abordaron desde hace muchos años el Poder Legislativo con la única intención de definir la agenda de la regresión, dejaran de disfrazar de un programa renovador una agenda legislativa que nos tiene entretenidos caminando en círculos sin encontrar aún los caminos directos a la consolidación democrática y sin materializar los cambios estructurales en materia fiscal, energética, educativa, de justicia y otros no menos importantes.

Tanto Emilio Gamboa como Manlio Fabio Beltrones fueron discípulos incondicionales de hombres del viejo sistema, Luis Echeverría y Fernando Gutiérrez Barrios, los líderes de la nomenclatura priísta. Se formaron en las aulas más oscuras del viejo regimen y aprendieron de los más radicales operadores del viejo regimen. El mensaje es claro, podrán perder la presidencia pero no están dispuestos a dejar a nadie más el espacio donde se construye y define la agenda para los cambios estructurales: el legislativo.

La de los activistas sociales

Hoy se pronunció con toda la fuerza mediatica que en Jalisco les encanta prestar a lo controversial, un grupo de presión impulsado por activistas homosexuales que se denominaron voto incluyente. Una especie de red que ve por los intereses homosexuales y que viene a levantar la mano y decir presente en el preámbulo de la elección del 2012.

Sus organizadores, Rodrigo Rincón y Luis Guzmán, son los activistas de este sector que con más virulencia que inteligencia quieren empujar una agenda homosexual en la vida local. CODISE A.C. encabeza esta red que parece poner en serios predicamentos principalmente a Enrique Alfaro Ramírez, candidato de la izquierda, que con naturalidad debería dar la bienvenida a esta agenda, pero que no lo hará porque sabe que al final, la agenda homosexual resta en términos electorales.

El Colectivo Voto Incluyente estará presionando fuerte para que los candidatos incluyan los matrimonios homosexuales, la adopción y otros tópicos en sus plataformas. Dicen ofrecer 300,000 votos a los candidatos “incluyentes”que promuevan temas de diversidad sexual. Quizá lo hacen porque no encontraron valentía en Enrique Alfaro para asumir las banderas propias de la izquierda que representa. Lo hacen para que el PRI y Aristoteles entiendan que pueden ser aliados electorales, una promesa de avance en temas como aborto, matrimonio homosexual o la adopción sería suficiente para cerrar el trato.

La de los empresarios

Desde el año pasado López Obrador presume su nueva relación con el empresariado. Quizá es en empresarios de Monterrey donde ha conseguido aliados. Sin embargo, a finales de enero un periodista especializado en negocios, Carlos Mota, escribía en Milenio Diario que eran unos pocos, que el empresariado en su mayoría se mostraba extrañado por la afirmación de los medios de esta relación casi amorosa entre el candidato de la izquierda y el empresariado, era, decía, un grupo reducido de empresarios encabezados por Alfonso Romo y su Despierta México los que estaban haciéndole el juego, llenándole auditorios con estudiantes y empleados, pero no más.

En Jalisco, parece que otro grupo de empresarios comienza a replicar el juego de Romo y López Obrador. Oscar Benavides impulsa de manera discreta, sin hacer por ahora mucho revuelo, el amago de que ante la derrota de Petersen en la contienda interna del PAN, el único camino que les queda es Alfaro, sí el de la izquierda.

En Jalisco como en Nuevo León se encuentran los grupos empresariales más fuertes del país, los que le han dado identidad al empresariado mexicano principalmente porque Don Eugenio Garza desde Monterrey y Fernando Aranguren desde Guadalajara dejaron una herencia de dignidad frente al viejo sistema político que les costo la vida.

Unos pocos aquí, como unos pocos allá (en Monterrey), quieren hacer pensar que el empresariado todo esta con la izquierda y que es en sus candidatos donde se encuentran las respuestas a los problemas de este país. Lo hacen más por conservar privilegios, relaciones, concesiones de los grupos de poder que mantiene el viejo regimen. La presión a los actores no va a trascender, pero la agenda es clara, no importa mucho la transición, no importa la configuración del nuevo sistema, importa hacer valer su poder económico, sus intereses, lo que importa tambien es que son unos pocos.

Así es como tres agendas, de tres actores distintos, apuntan en la coyuntura a regresar al poder a los viejos esquemas de corrupción e impunidad. Mas nos vale estar alertas, conscientes de que si no defendemos los avances, otros empujarán desde la política, las cúpulas empresariales o las organizaciones de la sociedad civil intereses de regresión, del pasado, de lo que un día fue, a costa de todos nosotros.

Por eso amigos, yo empezaría por cerrar la puerta a la intriga en los empresarios, al coqueteo de activistas sociales pragmáticos y a ofertas políticas del pasado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Create a website or blog at WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: